martes, 13 de septiembre de 2011

La solución a todos mis problemas

Acabo de darme una vuelta rápida al periódico para entregarle unas cosas a un amigo y de casualidad me encontré con otros dos. Estos dos amigos terminaron por hacerse de mi amistad en mi penúltimo día de trabajo en ese sitio ya que nos fuimos a beber hasta las 2 de la mañana con motivo, entre otras cosas, de mi salida. A partir de ahí los he visto más que cuando trabajaba con ellos.

Platicando los cuatro me preguntaron sobre cómo me ha ido con los seguros. Como no me gusta entrar en detalles siempre les contesto "de la chingada" y empiezan las burlas, empiezan a hacer mofa de por qué creen que no he vendido nada, me imitan como si estuvieran frente a un posible cliente, ya saben, pura cosa bonita. No me gusta ser el árbol caído del que se hace leña pero ser objeto de burlas con un tema que me tiene algo jodido me sirve de catarsis.

La plática derivó en un recordatorio a un evento al cual no quería ir porque el jueves debo levantarme muy temprano, pero soy débil ante el alcohol y terminé aceptando. Resulta que para que me de tiempo de embriagarme más hasta van a mover el punto de encuentro a un lugar más cercano. No entendí por qué tanta consideración conmigo hasta que uno de ellos apuntó "es que este wey es más cagado cuando está pedo". Misterio resuelto.

Algunos minutos después la conclusión fue que si yo estuviera ebrio todo el día como el Sr. Abarca, empleado administrativo de almacén a quien antes de ser alcohólico nadie le hablaba porque era bien callado, mi vida sería diferente y hasta viejas tendría. Sólo pude reirme y pensar "Genios, cómo si no lo hubiera pensando antes...".

5 comentarios:

Miss Dandelion dijo...

¡Pero claro!

:D Me arrepiento de no haber comprado esa garrafa de tequila (creo que era tequila) en forma de mariachi panzón que vi hace rato... Ay...

Nena dijo...

Salud, Janus.

Ele y Juan Pa...
http://sailing-nena.blogspot.com/

Deephardy dijo...

Bueno, la solución a todos mis problemas es el dinero; sin embargo, no hay nada mejor que estar ebrio: cero inhibiciones y puras risas.

La verdad es que si hay que considerarlo.

Saludos.

Danny dijo...

Jajaja, a mi me notan que ando mal cuando me pongo muy platicador.

la mis dijo...

uiiiiiiiiiii creo que voy bien cuando a las 12 del medio día se me antoja un shot de jagger... bien...emmm...bien